La verdadera razón por la que se fracasa

publicado en: éxito | 0

La verdadera razón por la que se fracasa

Cuando vemos los casos de éxito en cualquier profesión, a todos se nos ilumina la cara y esbozamos una sonrisa. De forma automática pensamos ¡guaau, sería fantástico estar ahí!

Pero… ¿estás realmente dispuesto a hacer lo que ha hecho esa persona? Porque te seré bien franco, te aseguro que la inmensa mayoría no lo está.

Una vez logrado el triunfo los resultados son bien visibles y todo el mundo los desea, pero no te engañes, en mi experiencia de cerca de 30 años a nivel profesional he aprendido la razón principal por la que las personas no obtienen el éxito y eso ya no es tan bonito.

No te voy a contar teorías de laboratorio, porque si me sigues habitualmente ya sabrás que absolutamente todo lo que hablo está refrendado por los hechos.

Hay infinidad de manuales en el mercado que nos hablan de los hábitos de éxito, de los métodos que funcionan, de cientos de estrategias e incluso en este mismo blog tienes mucha información sobre ello, pero permíteme que te diga que eso no sirve absolutamente de nada sin el ingrediente básico en la receta.

Por ello hoy quiero hablarte sin tapujos de la verdadera razón por la que se fracasa, al margen de todos los demás condicionantes que cada uno pueda tener y lo voy a hacer mostrándote 4 experiencias profesionales de mi propia vida.

Casos reales que demuestran la razón por la que se fracasa

Agente de seguros

Durante algunos años fui agente en una de las compañías más grandes de España, ha sido de las labores profesionales más duras, pero donde más aprendí tras curtirme en la calle. Pasaba diariamente 4 horas por las mañanas visitando tiendas y pymes y 4 horas por las tardes visitando domicilios, con el método de “puerta fría”.

¿Te han llamado alguna vez a la puerta de tu casa para ofrecerte una maravillosa póliza de seguros? Pues eso es lo que hice durante 5 años de mi vida. Me sabía de memoria el nombre de todas las calles de Barcelona y ni sé los kilómetros que recorrí a pie, ni las escaleras que subí.

Los primeros meses me fui muchos días a mi casa tras haber llamado a cientos de timbres y no haber vendido nada, pero fue la mejor escuela para aprender sobre la psicología de las personas.

Recuerdo que tras 2 años de experiencia, diariamente el director de la oficina me asignaba personas novatas para que me acompañaran y yo las pudiera entrenar. ¿Sabes que ocurría?

De cada 10 aspirantes , 9 no volvían al día siguiente. ¡Se volatilizaban!

A pesar de que tenías un sueldo fijo más comisiones y que tras 3 años de trabajo ya obtenías unos ingresos económicos muy superiores a la media de empleos e incluso que muchos emprendedores, sólo una minoría estaba dispuesta a hacer el esfuerzo.

Todos los agentes que hoy ganan grandes sumas de dinero, no han hecho su cartera de un día para otro.

Publicidad

Cuando monté mi primera empresa, editaba una revista de salud y desarrollo personal. Ahí también comprobé que las personas lo quieren todo rápido. Muchos clientes se anunciaban y si al tercer mes no tenían la respuesta que ellos consideraban idónea ya no contrataban más espacios publicitarios.

Lo que habían hecho era tirar el dinero, porque el tiempo demostraba que aquellos negocios que seguían anunciándose, a los pocos meses rentabilizaban de sobras la inversión, ya que los lectores confiaban en las marcas que mes tras mes veían anunciadas. Esto además es un aspecto básico en la publicidad, pero en la práctica pocos emprendedores lo quieren aplicar.

Blogger

Este blog que estás leyendo me acarrea horas de trabajo diario y el primer año prácticamente no obtienes beneficio. Me encanta escribir y tengo muy claro cual es mi objetivo: vivir 100% de mi blog. Pero no soy el único que quiere eso, de hecho las estadísticas nos muestran que son miles de personas en el mundo las que inician cada día un blog con la ilusión de poder ganar dinero con él, despedir a su jefe y ser libres.

Pero como luego se dan cuenta que hay que sembrar muuuucho antes de recoger, la realidad es que el 90% de los bloggers han abandonado su maravilloso blog antes de los 6 meses.

Multinivel

En el sector del network marketing o marketing multinivel, más de lo mismo. Aprendí muchísimo durante 4 años con personas que ya vivían en libertad financiera tras haber trabajado duro durante largo tiempo. Persistí hasta que la compañía decidió volverse a Estados Unidos.

En ese período vi personas que simplemente venían a “probar” y que a las primeras de cambio tiraban la toalla, incluso más tarde he visto casos de gente que en tan sólo 1 año han pasado por 5 compañías, saltando como abejas de flor en flor.

¿Es que ninguna de las oportunidades era válida? Lo que ocurre es que allá donde vayas sigues estando contigo mismo y si tú no cambias, no esperes encontrar la varita mágica que te solucione la vida financiera.

No importa lo que hagas en la vida, pero primero debes aprender, formarte, transformarte, curtirte y a través del tiempo ir perfeccionándote en tu área de actividad hasta que logres dominarla y puedas un día recoger los frutos.

La mayoría de personas no están dispuestas realmente a pasar ese proceso. No se dan el tiempo suficiente para ver los resultados. Lo quieren todo rápido y sin esfuerzo. Que cambien las cosas pero sin cambiar ellos y amigo mío, puedo garantizarte que sin salir de nuestra zona de confort, seguiremos cosechando lo mismo.

Cada cual tenemos nuestros miedos y limitaciones mentales que no queremos afrontar y nadie nos va a obligar a superar esas barreras, excepto nosotros mismos. Pero tarde o temprano debe llegar un día que digas !basta ya!.

Cuando llegue ese momento descubrirás tu poder interno y sabrás realmente de lo que eres capaz de hacer.

Puedes darle las vueltas que quieras, pero en definitiva esa es la razón por la que tan pocos triunfan en cualquier disciplina de la vida.

Uno no fracasa hasta que se rinde, pero es que en ocasiones las personas se han rendido mentalmente antes de empezar. Todo empieza por la actitud, porque lo demás puedes recibirlo de otros, pero sacar a la luz tu potencial, y decidir firmemente que vas a conseguir lo que te has propuesto y persistir hasta lograrlo, depende única y exclusivamente de ti.

Sólo la práctica continuada hace al maestro y eso supone horas de dedicación y esfuerzo, modelándote igual que el escultor trabaja la piedra hasta conseguir una obra de arte.

 

¿Lo harás o vas a seguir renunciando a tus sueños?

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.